La caja de alegría

En 1925 la familia García Lorca compró una casa de campo de paredes blancas, con jardín, huerto y casi dos hectáreas de tierra bañada por el agua de las acequias. La llamaron Huerta de San Vicente. Enseguida se convirtió en el refugio que el poeta necesitaba para escribir con tranquilidad. Verano a verano fueron fueron […]

Read more